Durante nuestra vida hemos viajado por varios países, trabajando en distintos restaurantes y conociendo todo tipo de cocina. Pero un un día…mientras preparábamos una cena familiar…nos dijimos ¿por qué no? Con toda nuestra experiencia y ganas contenidas decidimos dar ese gran paso y apostar por poner nuestro propio restaurante, nuestro sueño, un lugar donde poder reflejar los sabores de nuestra tierra.

El lugar elegido para montar nuestro restaurante ha sido Barcelona, una gran ciudad que nos encanta y donde sin duda dar a conocer nuestra cocina basada en la gastronomía tradicional del norte de España, adaptada a las nuevas tendencias, como son el Slow Food (comida para degustar y saborear) y las nuevas técnicas culinarias, sería todo un desafío.

Hoy, ese sueño y desafío es una linda y gratificante realidad. Nuestro restaurante en Barcelona ha sabido ganarse el reconocimiento e interés. A lo largo de los años, nuestros clientes, pasan a ser amigos y nos siguen allá donde vayamos. Aquellos que nos visitan, ¡vuelven! y no hay nada que nos alegre más que eso. Ven a conocernos y degustar los sabores de nuestra tierra ¡te esperamos!